Archivo de la etiqueta: Salud

Protege tu piel del sol

Reglas básicas para proteger tu piel del sol

Seguro que pocas veces vas a la playa o a la piscina sin llevar protector solar en el bolso. Algunas personas, incluso, se ponen crema ya antes de salir de casa. Hemos perdido la sana costumbre de tomar el sol sin poner crema en nuestra piel. Sin embargo, necesitamos tomar el sol y podemos hacerlo sin ningún peligro si observamos ciertas reglas básicas que nos protejan.

El miedo al sol

Desde tiempos inmemoriales las distintas civilizaciones han rendido culto al sol. Para los pueblos que vivían de la agricultura, la influencia del sol era muy importante. Los griegos honraban a Helios, los egipcios veneraban a Ra, el dios del Sol. En las culturas nativas americanas se reconoce al sol como fuerza de vida y los persas celebraban la alza del sol cada día.

Sin embargo, actualmente, cada vez existe más miedo al sol. La gente se embadurna de cremas pensando que corre un serio peligro si alguno de sus rayos toca su piel. Las gafas de sol ya forman parte del atuendo habitual de muchas personas, incluso en los niños. Eso si, a la vez que se tiene tanto miedo, se abusa de forma absurda de tumbarse al sol durante horas y horas. Hay personas que pueden estar más de dos horas tomando el sol aunque sean las tres de la tarde, eso sí poniendo crema en su piel cada 15 minutos.

Si comparamos nuestra manera de actuar con la relación que tienen con el sol la mayoría de los animales, nos damos cuenta de que somos bastante absurdos. ¿Cuando un gato, un perro, una vaca, pasaría en un día de temperaturas muy altas dos o tres horas a pleno sol, durante las horas centrales del día? La respuesta es ¡Nunca!. Los animales, que aún no han perdido su conexión con su instinto, cuando hace mucho calor, buscan la sombra. Así mismo, en estaciones de frío, aprovechan para tomar el sol a las horas centrales del día.

El sol, un amigo

Y es que el sol no es que sea un enemigo, sino todo lo contrario. Si sabemos exponernos a su luz y su calor, con un mínimo de inteligencia, todo serán beneficios.

Cuando tomamos el sol, estimulamos la producción de los neurotransmisores que controlan nuestro estado de ánimo. ¿Quién no se siente más animado cuando hace un día soleado?

Así mismo, el sol es muy favorable para nuestros huesos ya que activa la síntesis de vitamina D en nuestro organismo. La vitamina D es fundamental para la mineralización de huesos y dientes.

En cuanto a la piel, los rayos solares nos ayudan a prevenir y curar el acné. Se ha comprobado, también, que la psoriasis mejora al exponer la piel al sol.

Cuando tomamos el sol se produce un aumento del número de glóbulos blancos, con lo que el sistema inmunológico se ver fortalecido. Así mismo, la luz del sol es fundamental para metabolizar el colesterol por lo que tomar el sol reduce sus niveles en sangre.

Nuestro corazón y nuestra presión arterial también se ven beneficiados por los efectos del sol, ya que cuando tomamos el sol la presión arterial baja.

De la misma manera, los rayos de sol incrementan los niveles de testosterona, con lo que nuestra vida sexual mejora. Y también regula los ciclos de sueño y vigilia, con lo que mejora el insomnio.

Después de leer todo esto, ¿no crees que el sol puede ser un gran amigo?

Prudencia y lógica para tomar el sol

Ya hemos visto la cantidad de beneficios que el sol tiene para nuestro cuerpo. Sin embargo, no podemos tomarlo de cualquier manera. Existen ciertas reglas que debemos observar si no queremos que de amigo se convierta en enemigo. Son reglas bastante lógicas que, si nos damos cuenta, casi no haría falta que nos las dijeran. Sin embargo, después de años de condicionamiento las hemos olvidado.

– Toma el sol a las horas en que no quema. Si todo el mundo aplicara esta regla, de verdad, no habría nada más que observar. En las horas centrales del día, en verano, el sol se convierte en una bola de fuego. Como hemos dicho, ningún animal se tumbaría al sol en esos momentos. Por lo tanto, si quieres beneficiarte de los rayos solares, aprovecha las primera y las últimas horas del día. En verano, no es recomendable tomar el sol, desde las doce del mediodía hasta las cinco de la tarde. Sobre todo si hablamos de tumbarnos como si fuéramos lagartos.

– No utilices la crema como si fuera sombra. Nos hemos acostumbrado a llenar nuestra piel de crema protectora y pasar horas y horas al sol. Esto no es recomendable. Otra cosa es, si por alguna circunstancia, no hay sombra que tengamos que hacerlo. Debemos utilizar la cordura y buscar la sombra cuando sea necesario. La sombra es lo adecuado y lo natural, la crema es una sustancia química que nuestra piel absorbe, con sus correspondientes efectos adversos.

– Usa ropa de algodón para protegerte. Si, por la razón que sea, tienes que pasar  demasiado tiempo al sol, usa ropa para protegerte. Así se ha hecho toda la vida en numerosas culturas. La forma más sana de protegernos de los rayos solares es utilizar ropa de algodón que cubra nuestra piel. Esta, además de la sombra, es otra manera natural de no agredir nuestra piel con productos químicos.

– Vigila el tiempo de exposición. La mejor forma de tomar el sol es ir haciéndolo poco a poco. Puedes comenzar con cinco o diez minutos los primeros días. Después ve aumentando, poco a poco. Nunca deberías estar más de media hora al sol sin protección.

– Utiliza cremas protectoras cuando sea necesario. Cuando no exista otra posibilidad, utiliza cremas protectoras. Si no puedes optar por la sombra, ropa de algodón, una gorra, etc, no dejes que tu piel se queme, utiliza protección química. Eso sí, asegúrate de que esta sea la opción a la que recurras en último lugar.

– Hidratación y nutrición adecuadas. Es muy importante que tomes líquido en abundancia y alimentos ricos en vitaminas C, E y betacarotenos. La piel tiene también que protegerse desde el interior.

Con estas sencillas reglas, podrás disfrutar de manera segura, de los numerosos beneficios que tiene el tomar el sol.

RECUERDA: la base para disfrutar de una buena salud está muchas veces en cambiar nuestros hábitos. Necesitamos nutrirnos adecuadamente y activarnos haciendo cosas que aporten a nuestro bienestar integral.

Fuente: escrearsalud.org

Curar la tos con flemas

Uno de los síntomas más molestos cuando sufrimos catarros, gripes, resfriados o alergias es la tos con flemas. En este sentido, algunos remedios expectorantes pueden ser muy efectivos para eliminar la mucosidad y aliviar la irritación de la garganta y la congestión.

En este artículo te descubrimos cuáles son los 6 mejores remedios expectorantes y te explicamos cómo puedes tomarlos para recuperarte lo antes posible. 

6 remedios expectorantes

1. Regaliz

El regaliz es un remedio tradicional en muchas culturas como, por ejemplo, en la ayurvédica de la India, gracias a sus numerosas propiedades curativas. Entre ellas, destacan sus virtudes expectorantes, antiinflamatorias y antiespasmódicas. En este sentido, es un excelente remedio para tratar la tos con flemas y calmar la irritación de las vías respiratorias.

¿Cómo lo tomamos?

  • Podemos consumir el regaliz en forma de infusión o bien mediante pastillas, caramelos o comprimidos.
  • También podemos comer el regaliz de palo, es decir, la raíz de esta planta.
  • Es importante destacar que las personas con hipertensión arterial deben controlar el consumo de este remedio, ya que podría agravar este trastorno.

2. Hinojo

El hinojo es muy conocido por sus propiedades digestivas, ya que es un buen remedio para combatir los gases y las digestiones pesadas y para abrir el apetito. Además, es un ingrediente habitual en la cocina, ya que aporta un punto dulce muy agradable. No obstante, el hinojo dulce también es ideal para tratar la tos con mucosidad.

¿Cómo lo tomamos?

  • Podemos consumir el hinojo en infusión, en extracto o en tintura.
  • También podemos comerlo en crudo (ensaladas, jugos, batidos) o cocinado (sopas, cremas, guisos). De este modo podremos prevenir y tratar la tos de la manera más natural.

3. Jengibre

El jengibre es una especia aromática de sabor picante y refrescante con tantas virtudes curativas que deberíamos consumirlo a diario, en especial las mujeres.

Esta raíz estimula el metabolismo, elimina el exceso de líquidos y facilita la digestión. Es también uno de los mejores remedios expectorantes, ya que calma la tos y favorece la eliminación de la mucosidad. Es, por ejemplo, una buena opción para la tos infantil.

¿Cómo lo tomamos?

  • Una buena manera de beneficiarnos del jengibre es preparar una decocción y tomarla bien caliente, endulzada con miel. Podemos usar la raíz fresca (en rodajas o rallada) o bien en polvo.
  • También podemos encontrar diferentes tipos de caramelos de jengibre.
  • Como curiosidad, la cocina asiática lo presenta encurtido.

4. Eucalipto blanco

El eucalipto blanco es un poderoso antiséptico muy adecuado para los trastornos respiratorios como la tos.

remedios expectorantes

¿Cómo lo tomamos?

  • Podemos tomarlo en infusión, tintura o bien aplicarlo de manera tópica por medio de su aceite esencial. En este último caso deberemos combinarlo con un aceite vegetal (coco, oliva, almendra, jojoba, etc.).
  • Otra excelente manera de beneficiarnos del eucalipto blanco es por medio de vahos. En especial, para niños, ya que para ellos puede resultar demasiado fuerte.

Al inspirar el vapor de la decocción de eucalipto conseguiremos un efecto inmediato descongestionante y calmante.

5. Canela

La canela es una especia exótica de sabor dulce y aromático. Además de ser un ingrediente ideal en todo tipo de recetas dulces, en muchas culturas también se añade a guisos salados para mejorar el sabor y la digestión. En este caso, recomendamos la canela para tratar los diferentes tipos de tos: con flemas, secas o crónica.

¿Cómo lo tomamos?

  • Podemos tomar la canela en infusión caliente.
  • También la podemos combinar con otras plantas medicinales y endulzarla con miel de abeja o estevia, a pesar de que su sabor ya es dulce.
  • Si lo deseamos, podemos consumir su aceite esencial, pero en muy pequeñas cantidades, y siempre diluido en aceite o miel.

6. Ajo

El ajo es un poderoso antibiótico natural que nos ayuda a tratar gripes, resfriados, catarros o bronquitis, y algunos síntomas frecuentes como congestión, tos o irritación de garganta. De este modo, comer ajo también puede ser un método preventivo para fortalecer el sistema inmunitario.

remedios expectorantes como el hinojo

¿Cómo lo tomamos?

  • Para que cumpla estos beneficios, lo mejor es comer el ajo crudo.
  • Quienes tengan dificultades para digerirlo pueden incluirlo en jugos vegetales crudos como gazpachos o untarlo en pan tostado.
  • También se pueden encontrar cápsulas de ajo.

Podemos elegir uno de estos remedios expectorantes para tratar la tos con flemas o bien combinarlos para conseguir un resultado más rápido y efectivo. Podríamos preparar una infusión de regaliz, jengibre y canela, incluir el hinojo y el ajo en nuestra dieta y realizar los vahos de eucalipto.

Fuente: mejorconsalud.com

Meditación para dormir

Estás muy cansado. Hace varios días que por culpa del estrés tardas mucho en poder conciliar el sueño. Cada vez estás de peor humor e incluso está empezando a rondarte una tristeza a la que no eres capaz de despistar. Llevas un día agotador. Te metes en la cama con la intención de dormir durante varias horas seguidas, no quieres mirar el reloj porque sabes que eso empeora las cosas pero no haces más que dar vueltas y vueltas. Cuanto más tiempo pasa, más nervioso te pones, porque piensas que cuando suene el despertador no habrás dormido las horas suficientes… ¿Te suena esta situación?

Muchas personas tienen problemas para conciliar el sueño. Lo podemos llamar insomnio cuando tardamos más de 30 minutos en conciliar el sueño. En la mayoría de los casos. estas dificultades se producen por el ritmo de vida tan ajetreado y a veces estresante que llevamos en nuestra vida diaria. También, pueden ocurrir porque vivimos preocupados, anticipándonos a hechos que no han ocurrido y que tal vez no lleguen a suceder, es decir, por no vivir centrados en el presente.

En ocasiones a la hora de acostarnos dejamos que nuestra mente cabalgue como un caballo desbocado, esta falta de control mental nos provoca estados de ansiedad. El uso de aparatos electrónicos antes de dormir puede producir una sobreestimulación del cerebro y hacer que este no sea capaz de relajarse en el momento de dormir. También, está demostrado que una alimentación desequilibrada y la falta de ejercicio físico pueden producirnos estados de nerviosismo cuando intentamos dormir.

¿Cuáles son las consecuencias de no dormir bien?

  • Somnolencia diurna. Sentimos que nos falta energía, nos dormimos por las esquinas y cualquier tarea, por simple que sea, nos cuesta mucho trabajo realizarla.
  • Cambios de humor. Podemos llegar a sentirnos tristes, decaídos pero también irritables. Cualquier imprevisto que surja nos desestabiliza y nos pone de mal humor.
  • Se reduce la capacidad para asimilar nuevos conceptos. Durante un sueño reparador el cerebro resetea la memoria a corto plazo y deja espacio para nuevos conocimientos. Por eso es imprescindible que las personas que están estudiando descansen bien.
  • Se elevan los niveles de azúcar en sangre y favorece la aparición de diabetes y la obesidad.
  • A largo plazo también se ha comprobado que el sistema inmunológico se puede llegar a ver afectado.

Las personas que sufren estas dificultades a menudo entran en un círculo vicioso en el que durante el día dependen de estimulantes, como la cafeína, para poder mantenerse despiertos y por la noche utilizan sedantes para poder dormir. Pero está demostrado que la práctica asidua de meditación mindfulness hace que podamos llegar a romper este bucle y conseguir un sueño de calidad. Esta técnica reduce el estrés, aumenta la concentración y nos aporta un sentido general de bienestar.

Tres ejercicios de meditación para dormir mejor

Te propongo tres ejercicios de meditación para conseguir la relajación que necesitas y poder dormir mucho mejor.

1) Meditación de atención plena a la respiración

Túmbate boca arriba en la cama, no demasiado tapado pero que tampoco tengas sensación de frío. Si puedes, deja la almohada a un lado. Estira la espalda todo lo posible, relaja los hombros y siente que tus escápulas están bien apoyadas, intenta que la coronilla tire hacia arriba y las puntas de los pies hacia abajo para conseguir un mayor espacio entre las vértebras. Intenta que la barbilla no se dispare hacia arriba, sino que repose un poco, como mirando hacia abajo. Con esta postura conseguirás que el pecho esté bien abierto y la entrada de aire a tus pulmones se pueda realizar de manera generosa. Puedes cerrar los ojos, o si lo deseas mantenerlos semiabiertos.

Realiza cinco respiraciones profundas, inhalando por la nariz y exhalando por la boca, intentando vaciar por completo los pulmones. Siente cómo, con cada respiración, tu cuerpo va relajándose y cómo tu mente va reduciendo el ritmo de pensamientos que llevaba hasta ahora.

Poco a poco, ve volviendo a tu ritmo de respiración. Cuando lo hayas conseguido, debes traer toda tu atención a la manera en que estás respirando, sintiendo cómo entra y sale el aire y observa cómo cada nueva respiración es diferente de las anteriores. Cada vez que percibas que tu mente te trae imágenes, pensamientos, recuerdos invítala amablemente a volver a centrarse en la respiración. Lo más importante es que no te enfades contigo mismo por notar que te distraes, es algo normal, y si nos enojamos le damos más fuerza a esa distracción. La base del mindfulness es la amabilidad hacia nosotros mismos, no juzgarnos. Verás como después de unos minutos realizando este ejercicio de control mental notarás cómo tu cuerpo y tu mente están mucho más relajados, en ocasiones es posible que incluso te llegues a dormir sin darte cuenta.

2) Meditación de escáner corporal

Para esta técnica, coloca el cuerpo igual que en el ejercicio anterior. Cierra suavemente los ojos y lleva toda tu atención a la respiración. Después intenta percibir el contacto de tu cuerpo sobre la superficie de tu cama. Comienza a recorrer cada parte de tu cuerpo con atención, puedes empezar por los dedos de los pies, intenta dirigir la respiración hacia ellos, siente cómo va toda la energía de tu cuerpo hacia tus dedos. Poco a poco ve subiendo, la planta del pie, los talones, el tobillo, para ir subiendo por las piernas y así hasta la cabeza. Si notas que tu atención se distrae, llévala con calma de nuevo hacia la zona del cuerpo donde te habías quedado.

No busques tener una sensación especial, con este ejercicio lo que se busca es centrar nuestra atención en el cuerpo, no dejando espacio a pensamientos que puedan perturbar nuestro sueño. Como en la práctica anterior, a lo mejor te sorprende despertarte y no recordar en qué parte del cuerpo te quedaste antes de que el sueño te llevara plácidamente a su dimensión.

3) Hacer una relajación guiada

Hoy en día, gracias a los dispositivos que casi todos tenemos, es muy cómodo acceder desde tu tablet o teléfono a un sitio de Internet donde ofrecen relajaciones guiadas. Intenta hacer una escucha previa antes de proceder a tumbarte en la cama y escucharlo. Es importante que tenga buena calidad de sonido, que la persona que habla tenga un tono de voz que te resulte agradable y que esté bien definido el inicio, el desarrollo y el desenlace de la relajación.

La práctica de la meditación para dormir evita que tengamos pesadillas y ayuda a que el sueño sea reparador. Cuanto más la practiquemos, más notaremos los beneficios que aporta. Día a día estaremos más llenos de energía, con más empuje y motivación para realizar nuestros quehaceres diarios y rebosaremos optimismo.

En conclusión, la base para gestionar el estrés está muchas veces en cambiar nuestros hábitos, tal y como propone el método. Debemos ser conscientes de que para combatir el estrés no basta solo con aprender a relajarnos, sino que también necesitamos nutrirnos adecuadamente y activarnos haciendo cosas que aporten a nuestro bienestar integral.

Fuente: crearsalud.org

El dolor de espalda

Causas y algunos consejos

Los dolores de espalda suelen ser los que con más frecuencia padecemos

Todos hemos tenido alguno a lo largo de nuestra vida

Esta dolencia llega a ser es una de las principales causas de bajas laborales.

¿Cómo son los síntomas de un dolor de espalda?

Estos dolores pueden ser muy variados, y también las causas que los provocan

Por ejemplo uno de los dolores mas frecuentes es el dolor lumbar en la partes baja de la espalda , este puede tener varias causas, como pueden ser:

Problemas musculares de esa zona

Desgaste excesivo de los discos de la columna

Una hernia de disco

Alguna disfunción de las articulaciones sacroilíaca

Una espondilolistesis

Una estenosis lumbar

Una Osteoartritis… etc

El dolor lumbar se localiza en la parte baja de la espalda y columna vertebral y sus síntomas son:

Dolor profundo y agudo

Hormigueo de esa zona y que puede irradiar a la musculatura de las piernas

Mucho calor y quemazón.

Bloqueo que impide moverse y con gran dolor al caminar.

Algunas causas que producen el dolor de espalda:

Cuando un dolor de espalda aparece repentinamente, puede ser debido una caída, por movimientos bruscos, o por levantar algún objeto pesado

Cuando este dolor dure más de tres meses es ya un dolor crónico el cual es conveniente que sea diagnosticado por un especialista que determine la causa que lo está causando

Los trastornos más frecuentes en un dolor de espalda incluyen:

Presión muscular o en los ligamentos.
Hernia de disco.
Artritis.
Irregularidades óseas.
Osteoporosis

También el dolor puede darse en la parte alta de la espalda como puede ser:

Hombros, omóplatos, cervicales etc. estos dolores pueden ser debido algunas de las causas anteriores, o también puede ser debido a malas posturas, estrés, sobre-esfuerzo falta de ejercicio, etc.

Una forma muy efectiva de prevenirlos, aparte de llevar una vida sana y equilibrada, es el ejercicio habitual, y uno de los mas efectivos son los estiramientos

También estas plantas son una gran ayuda como anti-inflamatorias o calmantes para el dolor, estas se pueden tomar tanto en infusiones como en extracto, o en cápsulas, se pueden conseguir en herboristerias, por separado o en complejos de varias de ellas , también son muy útiles algunas en emplastos locales sobre la parte dolorida

Cola de caballo, por su alto contenido en sílice, cola de caballo se utiliza en medicina natural para la reconstrucción de cartílagos y aliviar los dolores articulares, entre otros muchos usos de esta planta.

Enebro El aceite esencial de enebro Se usa de forma externa para aliviar los dolores reumáticos y neurálgicos.

Harpagofito. Con grandes propiedades analgésicas y antiinflamatorias siendo una planta muy valorada y conocida, se utiliza en los casos de artritis, artrosis, dolores articulares o reumáticos.

Jengibre. El jengibre tiene una gran capacidad antiinflamatoria, aliviado el dolor, en casos de trastornos articulares o en todos los casos de problemas donde se produce una inflamación.

Manzanilla Romana. Esta manzanilla tiene muy buenas propiedades, en casos de problemas musculares, como dolor e inflamación, aplicada localmente en emplastos

Ortiga es una planta muy rica en minerales que la hace muy útil en el caso de todo tipo de dolores reumáticos, óseos, articulares, etc.

Romero. Muy útil en el tratamiento de los dolores de localmente en zonas doloridas en emplastos en casos de dolor y inflamación

Sauce Planta analgésicas muy conocida en medicina natural, es una excelente planta en casos de dolores de lumbago,

Tomillo. Es de gran ayuda, en uso externo en emplastos, en casos de dolores reumáticos

Zaragatona Se utiliza en casos de dolores reumáticos en emplastos con la harina, de gran utilidad, en dolor e inflamación.

Consejos generales en casos de dolor

Practicar algún deporte como la natación, caminar, estiramientos, relajación, yoga, chi -gun, etc.

Cuando estos se practican de forma regular, se ha demostrado que estas técnicas relajan los músculos y reducen la tensión y el dolor, mejorando mucho la calidad de vida .

Ninguno de estos consejos sustituyen la visita a un especialista
M.Carmen-kinesióloga-naturopata- experta en nutrición

Fuente: kineenergetica.blogspot.com

Coronavirus, guía de actuación

Respuestas para saber qué hacer ante la sospecha de padecer la Covid-19, cómo prevenir el contagio o cómo convivir con una persona infectada

Si sospecha que padece la Covid-19, la enfermedad provocada por el nuevo coronavirus surgido en la ciudad china de Wuhan, o tiene preguntas sobre cómo protegerse, esta guía recoge las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Ministerio de Sanidad sobre cómo actuar ante la expansión del SARS-CoV-2.

1. ¿Cómo puedo prevenir el contagio?

Lávese las manos con frecuencia con un desinfectante de manos a base de alcohol o con agua y jabón.

Tosa o estornude cubriéndose la boca y la nariz con el codo flexionado o con un pañuelo.

Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca.

Mantenga al menos un metro de distancia entre usted y las demás personas, sobre todo con aquellas que tosan, estornuden y tengan fiebre.

Limite al máximo las reuniones numerosas.

2. ¿Qué hago si sospecho que estoy contagiado?

La rápida explosión de casos positivos registrados en España ha cambiado el escenario sobre cómo proceder. Las autoridades sanitarias recomiendan a toda la población reducir las exposiciones al contagio a situaciones imprescindibles. En comunidades como Madrid, que acumula más de la mitad de los infectados en España, sólo se realizan test a los ingresados por la Covid-19 a quienes se les va dar el alta para comprobar si han superado la infección. Si cree que puede padecer la enfermedad porque presenta síntomas compatibles (fiebre, cansancio o tos seca), ha viajado a zonas consideradas como foco de infección (China, Corea del Sur, Singapur, Irán y el norte de Italia), vive en una de ellas o ha estado en contacto estrecho con un contagiado la primera medida que debe tomar es el aislamiento domiciliario durante al menos 14 días. En los lugares en los que el virus no se ha expandido, puede seguir el siguiente protocolo:

A) Tengo síntomas, o he estado en zonas de riesgo o en contacto con un contagiado ¿Ha estado a menos de dos metros de un contagiado durante un tiempo continuado?

Aíslese

Si Aparecen síntomas, Llame al 112 o teléfono local, le harán un test domiciliario

Los síntomas más comunes de la Covid-19 son fiebre, cansancio y tos seca. Algunos pacientes también sufren dolores, congestión nasal, rinorrea, dolor de garganta o diarrea.

Si tiene problemas respiratorios graves, como dificultad para respirar, solicite siempre atención médica o contacte con el 112 o su servicio de emergencias local. Cualquier persona que se encuentre hospitalizada por una infección respiratoria aguda será sometida a un test del coronavirus cuando se hayan descartado otras posibles causas infecciosas que puedan justificar el cuadro clínico, independientemente de si ha estado en contacto estrecho con un contagiado o si ha viajado a un foco de infección en las dos semanas previas.

3. ¿Cómo sé si he estado en contacto estrecho con un caso positivo?

Se considera “contacto estrecho” cuando se ha permanecido a una distancia menor de dos metros de un caso probable o confirmado durante un tiempo continuado (dependerá de cada caso y del criterio de las autoridades o facultativos).

La distancia a la que puede transmitirse el virus de humano a humano es de unos dos metros.

En un turismo, todos los ocupantes pueden verse expuestos al virus.

En un autobús de 55 plazas, se pueden ver expuestos entre 14 y 21 ocupantes.

En la cabina de clase turista de un avión convencional, podrían verse expuestas entre 12 y 25 personas.

4. ¿Cómo convivir con alguien contagiado por coronavirus?

Para aislar a un contagiado de coronavirus en su propia casa es conveniente que disponga de una de uso exclusivo para él. También es recomendable no compartir baño con el infectado y evitar, en la medida de lo posible, coincidir con el paciente en otras habitaciones de la vivienda para cumplir el protocolo de mantener al menos un metro de distancia con cualquier caso positivo.

Siempre que se pueda, se recomienda instalar al paciente en una habitación de uso exclusivo.

Asegurar una buena ventilación y una ventana con acceso a la calle.

Si es posible, reservar un cuarto de baño para la persona contagiada.

Un cubo de basura con tapa automática y bolsa en su interior con cierre hermético para los desechos del paciente.

La puerta debe permanecer cerrada.

Debe limitar la circulación por el hogar a situaciones imprescindibles.

Para minimizar el contacto, el paciente intentará comunicarse con el resto de familiares o convivientes a través del móvil.

Si sale de la habitación, se recomienda el uso de mascarilla y una correcta higiene de manos con agua y jabón o un desinfectante a base de alcohol.

Cuando convive con un contagiado de la Covid-19 es imprescindible una limpieza exhaustiva diaria para evitar nuevos contagios. Se debe prestar especial atención a las superficies que haya podido tocar el infectado.

La persona encargada de la limpieza deberá usar mascarilla y guantes.

Para la limpieza debe usarse una solución de agua con lejía: una parte de desinfectante por cada 49 de agua.

Limpie diariamente todas las superficies de contacto frecuente: picaportes, mesas, interruptores, grifos, inodoros, teléfonos y teclados.

La vajilla y el menaje debe lavarse con agua caliente y jabón, preferiblemente en un lavaplatos para alcanzar los 60º.

La ropa del paciente se puede lavar por separado con detergente habitual a una temperatura de entre 60º y 90º. Deje que se seque totalmente.

Los residuos contaminados de un infectado por el coronavirus SARS-CoV-2 pueden ser peligrosos para la seguridad del resto de personas que conviven con él. Por ello, un tratamiento correcto de los restos generados puede evitar posibles contagios. Es imprescindible el uso de elementos de limpieza desechables, aislar correctamente y en bolsa de plástico la basura, y una higiene personal exhaustiva tras el tratamiento de estos residuos.

La basura debe estar dentro de una bolsa de plástico cerrada.

Tire los guantes y la mascarilla a la basura y lávese las manos a continuación.

La toalla del contagiado tendrá un único uso y se meterá en un cubo específico.

5. ¿En qué consiste el test del coronavirus?

El test se basa en la toma de muestras del tracto respiratorio. Lo realiza un sanitario en el propio domicilio, generalmente cuando el caso de estudio es asintomático o los síntomas son leves, o en un centro de salud, si el paciente se encuentra ingresado por un cuadro grave.

Si la prueba es negativa, el caso se descarta. Solo si es positiva o no concluyente, se toman nuevas muestras, que han de enviarse al Centro Nacional de Microbiología (CNM):

  • Pareja de sueros tomadas con una diferencia de entre 14 y 30 días: el primer suero debe recogerse en la primera semana de enfermedad. Si solo es posible recoger una muestra de suero, ha de tomarse al menos 14 días después del inicio de los síntomas para poder confirmar la presencia de anticuerpos específicos.
  • Heces y orina: Para confirmar o descartar la excreción de virus por vías alternativas a la vía respiratoria en pacientes positivos.

6. ¿Cómo es la prueba en el laboratorio?

Los facultativos realizan una prueba denominada PCR (siglas en inglés de reacción en cadena de la polimerasa) en un laboratorio de microbiología. Estos son los pasos:

a. Se toma una muestra del material genético frotando con un bastoncillo la cavidad bucal.

b. Se añaden cebadores, que son moléculas diseñadas para conectar con el genoma del virus.

c. Los cebadores se extienden, generando una réplica del material genético.

d. Mediante esta técnica, se generan múltiples réplicas del material genético original. De esta forma es más fácil detectar el ARN viral.

e. Para considerar un contagio, hay que obtener dos pruebas PCR positivas a partir de genes alternativos.

7. ¿Qué ocurre si me confirman que tengo la Covid-19?

Si no presenta síntomas o los síntomas son leves, las autoridades sanitarias le prescribirán aislamiento domiciliario y que extreme las medidas higiénicas para no contagiar a cuidadores, como el uso de mascarillas, lavado de manos con agua y jabón o un desinfectante a base de alcohol. La mayoría de las personas (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial.

Si los síntomas son graves, le recomendarán el ingreso hospitalario. No hay ningún medicamento antiviral específico para tratar la Covid-19. La mayoría de los pacientes se recuperan con la ayuda de medidas de apoyo para aliviar los síntomas.

8. ¿Cómo sé que me he curado?

Para dar el alta de los casos confirmados se requerirá:

Dos tomas de muestras respiratorias separadas por al menos

Ambas deben ser negativas

9. ¿Puedo volver a contagiarme?

No existen evidencias científicas que demuestren que una persona que se ha contagiado de SARS-CoV-2 pueda volver a infectarse una vez superada la enfermedad.

10. ¿A qué teléfono debo llamar?

Consulte en este listado los números de teléfono que las comunidades autónomas han habilitado para informar sobre el coronavirus:

Andalucía955545060
Aragón061
Asturias112
Baleares061
Canarias900112061
Cantabria900 612 112
Castilla y León900222000
Castilla-La Mancha900122112
Cataluña061
Comunidad Valenciana900 300 555
Extremadura112
Galicia900400116
Madrid900102112
Murcia900121212
Navarra948 290 290
País Vasco900203050
La Rioja941298333
Melilla112
Ceuta900720692

Fuente: elpais.com

Coronavirus, que y como

CORONAVIRUS Y COMO PROCEDER FRENTE A UN POSIBLE CONTAGIO:

La infección de Coronavirus no provoca resfrió con nariz mojada o tos con catarro, sino tos seca y áspera, esto es lo más simple de distinguir.

El coronavirus tiene un tamaño grande (diámetro de 400 a 500 nanómetros) por lo cual cualquier mascarilla puede detenerlo, no hacen falta en la vida diaria mascarillas especiales.

Diferente es la situación de los médicos y sanitaristas que están expuestos a fuertes cargas del virus y deben utilizar equipamiento especial.

Si una persona infectada estornuda delante de nosotros; tres metros de distancia harán caer el virus al suelo e impedirá que nos caiga encima.

Cuando el virus se encuentra sobre superficies metálicas sobrevive cerca de 12 horas, por lo tanto cuando se tocan superficies metálicas como: puertas, electrodomésticos, pasamanos de transporte… se deben lavar bien las manos y desinfectarlas con gel alcohólico.

El virus puede vivir anidado en la ropa y tejidos entre 6 y 12 horas, los detergentes comunes lo pueden exterminar, los elementos que no puedan ser lavados diariamente se recomienda exponerlos al sol y el virus morirá.

COMO SE MANIFIESTA:

El virus se instala primeramente en la garganta provocando inflamación y sensación de sequedad, este síntoma puede durar entre 3 y 4 días.

El virus viaja a través de la humedad presente en las vías aéreas, baja a la tráquea y se instala en los pulmones causando neumonía que dura cerca de 5 o 6 días.

La neumonía se manifiesta con fiebre alta y dificultad en la respiración, no lo acompaña el clásico resfrío pero puede haber sensación de ahogo. En este caso se deberá recurrir de inmediato al médico.

COMO SE PUEDE ELUDIR EL CONTAGIO:

La transmisión del virus sobreviene por lo común por contagio directo, tocando telas, tejidos o materiales sobre los cuales el virus está presente: Lavarse las manos es fundamental.

El virus sobrevive en nuestras manos cerca de 10 minutos pero en ese tiempo muchas cosas pueden suceder, restregarse los ojos, tocarse la nariz… (por dar un ejemplo) esto permite al virus entrar a vuestra garganta.

Por lo tanto para nuestro bien y el bien de todos lávense muy seguido las manos y desinféctenlas.

Se pueden hacer gárgaras con soluciones desinfectantes que eliminan o minimizan la cantidad de virus que puede entrar en la garganta. Haciendo esto se eliminará antes que baje a la tráquea y luego a los pulmones.

Desinfectar el teclado del ordenador y del ratón, el volante del coche… Debemos cuidarnos mucho por nuestro bien y el de los demás.

El nuevo coronavirus NCP podría no dar signos de infección por muchos días, antes de los cuales no se puede saber si una persona está infectada. Pero cuando se manifiesta la fiebre o la tos y se va al hospital, los pulmones están con fibrosis en un 50%, ya es muy tarde!!

Los expertos de Taiwán sugieren hacer una simple verificación cada mañana: Inspirar profundamente y retener el aliento por 10 segundos. Si se logra, sin toser, sin dificultad y , o sensación de opresión….ello demuestra que no hay fibrosis en los pulmones, indicando la inexistencia de infección. Es necesario en estos críticos tiempos hacer este control cada mañana en un ambiente con aire puro.

Estos son serios y excelentes consejos de parte de médicos japoneses que tratan así el COVID-19.

Todos debemos asegurarnos que nuestra boca y garganta estén siempre húmedas, nunca SECAS, se debe beber un sorbo de agua al menos cada 15 minutos ¿Por qué? Aun cuando el virus entre por la boca el agua u otros líquidos, lo pasaran por el esófago directo al estómago donde los ácidos gástricos destruyen al virus. Si no se toma bastante agua de forma regular el virus puede pasar a la tráquea y de allí a los pulmones, es muy peligroso.

¡ATENCION BULOS!

– El virus no resiste el calor y muere si está expuesto a temperaturas mayores de 26 a 27 grados, por lo tanto debe consumirse abundantemente durante el día bebidas calientes como infusiones, caldos o simplemente agua caliente, estos líquidos calientes neutralizan el virus y son fáciles de ingerir. Evitar tomar agua helada o bebidas con hielo.

2º – Hacer Hidrogel Casero. No se aconseja, ya que un ciudadano de a pie, no tiene acceso a productos varios de los productos que matan los virus. El alcohol del botiquín, o de curar heridas no es válido y no mata virus.

Remedios para la tos

Los remedios caseros para la tos más efectivos y naturales hechos con ingredientes baratos y que generalmente tenemos en nuestras casas.

Primero hablemos un poco de qué es la tos, los tipos de tos, para así poder elegir el mejor remedio para nuestra tos.

¿Por qué tenemos tos?

La tos tiene múltiples causa la mas común ocurre cuando un virus irrita las vías respiratorias que se encuentran entre la garganta y los pulmones y esta se produce para que el cuerpo se libere de las sustancias nocivas y así poder limpiar los pasajes.

Cabe matizar que también se encuentra la tos crónica, la cual puede ser signo de una seria enfermedad y la mayoría de personas la consideran como una simple y mera tos en vez de una señal del estado de su salud.

Tipos de Tos:

Tos seca

(o tos improductiva): es aquella tos que no presenta ninguna expectoración o estupo.

Tos productiva: al contrario que la seca produce expectoración y flemas.

Tos asmática: es un tipo de tos seca acompañada de dificultad respiratoria producida por el asma.

Tos aguda: se dice así cuando la tos comienza en forma repentina.

Tos crónica: es cuando un episodio de tos tiene más de 15 días de duración. Este tipo de tos permanente suele causar la irritación de la tráquea y de la laringe, a causa de la violenta expulsión de aire, incluso puede ocasionar dolor intercostal.

Tos convulsiva: es una tos violenta, que consiste en una sucesión muy rápida de distintos episodios de tos .

Tos seca falsa: es cuando se produce mucosidad pero en vez de ser se deglute la misma.

Tos psicosomática: es un tipo de tos común en personas muy nerviosas o que al hablar con otras se ponen a toser.

remedios caseros para la tos

En cuanto a la tos simple, muchas personas van directos a una farmacia, sin consultar al medico, para comprar algún tipo de medicina para aliviarla cuando en verdad solamente están derrochando dinero debido a que se puede encontrar una gran variedad de remedios caseros que son tan útiles o incluso mejores que un compuesto farmacéutico. Entre los más efectivos podemos encontrar la siguiente lista.

10 remedios caseros y tratamientos naturales para la tos:

Cosas simples, económicas y efectivas que puedes hacer cuando tienes tos.

Jarabe natural de miel

Estudios científicos demuestran que la miel puede ser un tratamiento muy efectivo contra la tos y la garganta irritada. Es un remedio natural por excelencia. Se puede tomar directamente pero para unos resultados aún mejores se aconseja mezclar con aceite de coco y jugo de limón. Si quieres Puedes comprar un jarabe natural para la tos online.

Baño caliente

El baño caliente se aconseja gracias al vapor ya que trabaja suavizando las vías respiratorias y a su vez aflojando la congestión nasal y las flemas en garganta y pulmones, pero ojo, si se sufre asma puede ser contradictorio. Puedes agregar al agua gotas de aceite de tomillo,limón, eucalipto, menta, lavanda, árbol del té..

Té de pimienta negra y miel

Este remedio se puede utilizar para la tos húmeda. Consta en mezclar té de pimienta y miel, la pimienta ayuda a la circulación y el flujo de flemas mientras que la miel es un alivio natura de la tos. Bastará con utilizar una cucharadita de pimienta, dos cucharadas de miel y juntarlo todo en una taza y llenarla de agua hirviendo; se deberá tapar durante 15 minutos.

Té de tomillo

Las hojas de tomillo es un potente y efectivo remedio que calma la tos y a su vez relaja los músculos de la tráquea al tiempo que disminuye la inflamación. También puedes vaporizar aceite esencial de tomillo para descongestionar y limpiar el ambiente

Beber mucha agua

Beber mucha agua puede llegar a aliviar la tos ya que ayudan a sacar la mucosidad y mantener húmedas las membranas.

Gotas de mentol para la tos

Las gotas de mentol ayudan a adormecer la garganta lo que será de gran ayuda para domesticar el reflejo de la tos.

Chupar un limón

Basta con partir por la mitad un limón y añadirle sal y pimienta; después chuparlo.

Mezclar té

Mezclar el té de hierbabuena, de hisopo o flor de sauco es un remedio realmente eficaz para la tos.

Jengibre

El jengibre tiene capacidades antistamínicas y descongestionantes, por lo que puedes hacerte un té de jengibre añadiendo 12 rebanadas de jengibre en una olla junto tres tazas de agua y dejar hervir unos 20 minutos. Después, pasaremos a colarlo y añadir una cucharada de miel junto a un limón exprimido. Siempre dejar reposar las infusiones.

Regaliz

Utilizar el regaliz puede ayudar que la garganta inflamadas se suavicen. Se puede chupar el palo del regaliz o ponerlo a hervir por 20 minutos para posteriormente colarlo y añadirlo en un vaso junto miel y limón.

Cómo prevenir la tos

Además de aprender a tratar la tos, es posible que desee aprender a prevenirla en primer lugar. Para protegerse contra la gripe, asegúrese de ponerse la vacuna anual contra la gripe, generalmente a partir de octubre. Otros pasos que puede tomar incluyen:

Evite el contacto con otras personas que estén enfermas. Si usted sabe que está enfermo, evite ir al trabajo o a la escuela para no infectar a otros.

Cúbrase la nariz y la boca cuando tosa o estornude.

Beba mucho líquido para mantenerse hidratado.

Limpie las áreas comunes de su casa, trabajo o escuela con frecuencia. Esto es especialmente cierto para encimeras, juguetes o teléfonos móviles.

Lávese las manos con frecuencia, especialmente después de toser, comer, ir al baño o cuidar a alguien que esté enfermo.

Con las alergias, usted puede reducir los brotes identificando los alérgenos que le afectan y evitando la exposición a ellos. Los alergenos comunes incluyen árboles, polen, ácaros del polvo, pieles de animales, moho e insectos. Las inyecciones para alergias también son útiles y pueden reducir su sensibilidad a los alérgenos. Hable con su médico acerca de cuál es el plan adecuado para usted.

Cuándo acudir al médico

Busque tratamiento médico de emergencia si su tos está afectando su capacidad para respirar o si está tosiendo con sangre. Las infecciones del tracto respiratorio involucran dolores en el cuerpo y fiebre, mientras que las alergias no lo hacen.

Consulte a su médico de atención primaria si experimenta los siguientes síntomas además de la tos:

escalofríos

deshidratación

fiebre superior a 38˚C

malestar, o una sensación general de malestar general

Tos productiva con flema de olor fétido, espesa, de color verde o amarillo.

Sensación de debilidad generalizada
Si conoces otros remedios o tienes alguna duda no dejes de comentar, espero que les sea utilidad la información aquí recopilada.

IMPORTANTE: Esta información tiene por objeto complementar, no reemplazar el consejo de su médico o profesional de la salud y no pretende cubrir todos los posibles usos, precauciones, interacciones o efectos adversos. Es posible que esta información no se ajuste a sus circunstancias específicas de salud. Nunca demore o haga caso omiso de la búsqueda de consejo médico profesional de su médico u otro proveedor de atención médica calificado debido a algo que haya leído en ecocosas. Siempre debe hablar con un profesional de la salud antes de comenzar, suspender o cambiar cualquier tipo de tratamiento.

Fuente: ecocosas.com